miércoles, 10 de noviembre de 2010

OSTRAS Y CHAMPAGNE


( Ilustración ANOTHERGESTURE_sip )

El pequeño burgués es una persona sin inquietudes estéticas o espirituales. Ningún impuso por conocer y comprender alienta su existencia. Los únicos placeres que reconoce son los sensoriales. De ahí que las ostras y el champaña representen el punto culminante de su existencia.

( Extracto que he fabricado leyendo a Arthur Schopenhauer )



5 comentarios:

  1. Con Schopenhauer por medio... Amén!!!
    Besos filosóficos.

    ResponderEliminar
  2. Las medias tintas nunca son buenas!

    Placeres sensoriales...

    ResponderEliminar
  3. das sind gute Worte und man kann es raus lesen...
    ja, aber das Land braucht sie doch? alle Leben davon , alle verdienen daran, nur noch Ablenkung und Webung, nichts weiter im Kopf, oder nicht viel darüber hinaus, es ist so gewollt, wo ist die Lösung....
    herzliche Grüße von Jasmin

    ResponderEliminar
  4. Los placeres sensoriales son un maravilloso regalo y una buena filosofía de vida, para el que pueda permitirse el lujo ser un sibarita y apreciarlo.

    Amigo Manuel abrazos de MA para ti.

    ResponderEliminar
  5. María, Susi. Jasmin y Ma: prefiero agradecer vuestros comentarios así, en junto, porque mi familia "y otros animales" están estos días un poco más asilvestrados que de común...¡Sabed que soy más vuestro que mío!

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.